Buscar este blog

ENFERMEDADES DEL APARATO DIGESTIVO EN EMBARAZADAS



GINGIVITIS: Es un proceso inflamatorio de las encías y que es muy frecuente en el embarazo. Aparece entre la semana 16 - 18 y se caracteriza por 3 formas clínicas:

1. Hiperemia gingival.

2. Hipertrofia.

3. Epulis, que es la proliferación o hipertrofia exagerada que incluso llega a cubrir parte de los dientes.

Su tratamiento es bastante difícil, donde lo principal es la recomendación de asepsia de la cavidad oral, eliminando la sepsis oral, se usa antisépticos como el Angimed, Fluconazol, buchadas con DG-6 y se puede asociar la Vitamina A, pero con mucho cuidado por que sabemos que la vitamina A está contraindicad a dosis altas en el embarazo.



SIALORREA: Es la secreción exagerada de saliva, algunos autores dicen secreción patológica de saliva. Se dice que obedece a cuadros psicológicos. Es un cuadro que existe en la mayoría de las embarazadas que desaparece espontáneamente a la semana 20 o disminuye sustancialmente, aunque a veces permanece hasta el fin del embarazo. La característica fundamental es que desaparece con el sueño, lo que se relaciona a problemas de vagotonismo.

Tratamiento: Psicoterapia, consejos, evitar la ingesta de alimentos irritantes, los cuales podrían estimulan las glándulas salivales aumentando la secreción de saliva. Cuando la secreción es muy importante se llega a la administración de Atropina IM.



TRASTORNOS GASTRICOS:

HIPO:es un espasmo involuntario del diafragma; típicamente repetitivo varias veces por minuto. Su denominación médica es singulto. El brusco flujo de aire dentro de los pulmones causa que la epiglotis se cierre.Tiene un dificil tratamiento,donde incluso se recurre a interconsultas con gastroenterólogos, o incluso se llega a sedar a la paciente.

Tratamiento: En procesos muy agudos, se deben estimular nauseas lo cual permite una disipación del cuadro pero generalmente es momentánea. Se puede usar Metroclopramida, Antiácidos o placebos. Se debe determinar la causa del Hipo. Generalmente desaparece espontáneamente con el curso del embarazo.



PIROSIS: Que aproximadamente se presenta en el 50% de las embarazadas, es un cuadro muy molesto y que origina muchas veces la consulta Prenatal. Es la sensación de ardor retroesternal. Su causa es por reflujo gastroesofágico, lo que sucede por 3 mecanismos:

1. En las mujeres embarazadas existe atonía gástrica.

2. Aumenta el hiato diafragmático.

3. Aumenta la presión positiva intra abdominal.

Este reflujo gastroesofágico es ácido, lo que daña la mucosa de la parte distal del esófago produciéndose ardor. Puede ser un reflujo alcalino y esto se presenta cuando hay gran contenido de bilis por un reflujo desde el duodeno.

Tratamiento: Consejos higiénico dietéticos con la recomendación que ingiera comidas varias veces pero en poca cantidad, que no debe acostarse después de comer, no permanecer agachada por mucho tiempo, no ingerir cítricos ni tomate, tampoco pan, no fumar. Se pueden usar antiácidos con buenos resultados, especialmente antiácidos líquidos, porque al pasar estos por el esófago producen una sedación en la mucosa irritada. Otros antiácidos que tienen compuestos de Acido algínico, es un gel que producen una especie de gelatina encima del contenido gástrico evitando el reflujo.



VOMITOS: Los vómitos del embarazo se pueden dividir en tres:

1. Causas independientes del embarazo.

2. Causas o enfermedades asociadas al embarazo.

3. Gravídicos o emesis y la hiperemesis gravídica.

Donde si se debe a una colecistitis aguda, toxemia gravídica o una infección urinaria se deberá tratar la causa.

En cuanto a lo que se refiere a los vómitos gravídicos o vómitos simples del embarazo, aparecen generalmente al finalizar la 5ª semana y desaparecen espontáneamente al terminar la semana 16. Se dan en un 25% de las mujeres embarazadas. Su característica es que son precedidos de náuseas, no siempre se elimina el contenido alimenticio pero son desencadenados generalmente por la ingesta de alimentos. Son marginales, desaparecen con el sueño, estimulados por cualquier olor que no sea el habitual. Etiológicamente se asocian al incremento de la producción de la Hormona Gonadotrofina Coriónica humana y a los factores psicosomáticos.

Tratamiento: Si son muy intensos se usan los antieméticos como la Bromoprida, Dimenhidrinato (Gravol), Emodril, Vitamina B-6 (IM, IV, VO), o recurrir a la sedación de la paciente con benzodiazepinicos a dosis bajas.

La Hiperemesis gravídica, se trata de aquel cuadro que se caracteriza por la presencia de exagerada presencia de vómitos en una embarazada y que van más allá de la semana 16, pudiendo comprometer el estado general de la paciente en la parte hemodinámica como hidroelectrolítica. Se asocia también al incremento de la Hormona Gonadotrofina Coriónica Humana, a los embarazos múltiples y a componentes psicógenos.

Tratamiento: Internación y reposición intravenosa de líquidos y electrolitos.



HEPATOPATIAS:

COLESTASIS INTRAHEPATICA DEL EMBARAZO: De etiología desconocida, se la atribuye a la presencia de la lipoproteína X, la cual sería la causante de la hiperbilirrubinemia. Este cuadro se caracteriza clínicamente por ser al inicio un cuadro vago, con náuseas que pueden llegar a vómitos, luego aparece la ictericia y el prurito que se localiza primero en las plantas y palmas para luego ubicarse en el abdomen y tórax, el prurito puede ser tan intenso que la paciente puede producir excoriaciones de la piel por el rascado. También se puede asociar a algunos cuadro alérgicos.

Laboratorialmente se tiene un incremento de las bilirrubinas a predominio de la bilirrubina directa, también hay un incremento de la Fosfatasa alcalina, incremento de las transaminasas (TGO - TGP), esto hace confundir a veces con un cuadro de hepatitis que es el principal Dx diferencial.

Anatomopatológicamente no existe ninguna alteración de los hepatocitos lo cual la diferencia de otras hepatopatías.

El pronóstico materno es benigno una vez producido el parto o interrumpido el embarazo, donde el cuadro remite en 7 - 10 días.

El pronóstico fetal, produce un aumento en la morbimortalidad perinatal, por las siguientes razones: produce prematuridad, bajo peso al nacer, desarrollan sufrimiento fetal agudo.

Tratamiento: La interrupción del embarazo ante cualquier sospecha de malestar fetal. El Tx medicamentoso se puede hacer con Colesteramina.



HEPATITIS AGUDA:Es una afección o enfermedad inflamatoria que afecta al hígado. Su causa puede ser infecciosa, inmunológica o tóxica Es una enfermedad cuya incidencia va en aumento.

El pronóstico materno es malo, pudiendo ser el 1% de causa de mortalidad materna en países desarrollados, pero sube hasta un 50% en los países subdesarrollados.

Clínicamente se tiene un comienzo de una enfermedad vaga, con nauseas, vómitos, decaimiento general, adinámia, astenia; que rápidamente llevan a la ictericia. En algunos casos se puede presentar como en el caso de una artritis reumatoide con artralgias, rush cutáneo y a veces hematuria, sin embargo rápidamente las pacientes presentan ictericia.

Cuando no existe un cuadro muy severo el pronóstico es bueno para la madre y el producto, siendo una causa fundamental de parto prematuro pero no de aborto o malformaciones fetales.

Tratamiento: Todos los casos requieren de internación con los fines de estudio, reposo absoluto, ingesta de dieta hipograsa e hipercalórica, dar líquidos IV, se pueden usar antieméticos cuando la paciente se vea impedida de ingerir alimentos por los vómitos. Se debe tratar de inmunizar a las paciente de alto riesgo.



LITIASIS: Es un cuadro muy agudo en el embarazo. Pudiendo producir cuadro de colecistitis. Teniendo mayor frecuencia en las mujeres embarazadas. Ante la sospecha de una paciente con litiasis vesicular se debe pedir una ecografía de vías biliares, si confirma la patología se efectúa una ingesta de dieta hipograsa. El cuadro de cólico vesicular, es agudo que provoca la internación de la paciente y el uso de antiespasmódicos por IV. El Tx generalmente es sintomático. En caso de litiasis biliar que lleve a una colecistitis aguda se procede a un Tx Quirúrgico ya sea laparoscópicamente o abierto. Una vez pasado el embarazo el cuadro remite en su agresividad.



HIGADO GRASO AGUDO: Fue descrito por Shehan en 1940. Es de etiología desconocida. Se inicia como una hepatitis o como un cuadro infeccioso vago con fiebre hipertermias, nauseas, vómitos, decaimientos, pero la característica de este cuadro es que rápidamente evoluciona a un coma hepático y luego la muerte que se presenta en un 85%. También puede desarrollar síndromes hemorragíparos. Algunos autores han atribuido la etiología al uso de Tetraciclina.

Tratamiento: Transplante de hígado.



INFECCIONES GASTROINTESTINALES

GASTROENTERITIS
: Las gastroenteritis rápidamente producen estimulación de la fiebre, por lo que vale la pena tratarlas lo más temprano posible.

Tratamiento: Antibiótico, a pesar de que la etiología se deba a alimentos ingeridos.



FIEBRE TIFOIDEA: Puede causar muerte perinatal por una contaminación de la madre, porque el producto rápidamente adquiere los bacilos, desarrollando una fiebre tifoidea post parto o intra útero lo que puede llevar a la muerte.

EN LAS PARASITOSIS NO SE PUEDE TRATAR A LA MADRE EMBARAZADA CON MEDICAMENTOS, SE DEBE ESPERAR A QUE SE PRODUZCA EL PARTO PARA INICIAR EL TRATAMIENTO.

3 comentarios:

  1. esta demacido bien esta pagina me a ayudado mucho con mi embarazo los felicito

    ResponderEliminar
  2. Entonces la Bromoprida no tiene ningún efecto sobre el bebé?

    ResponderEliminar